En la céntrica calle jienense san clemente, se encuentra esta cafetería pastelería en la que nuestro cliente, quiso contar con nosotros para darle un aire nuevo. Habiendo sido un Granier, había que intentar volver a hacer con el mínimo presupuesto, un espacio acogedor y envolvente. Quisimos aprovechar el azulejo metro negro y combinarlo con vinílicos triangulares en blancos y negros, un suelo de tablón pino blanco decapado, lamas de madera en las esquinas de ventanas y pilares, papeles efecto hormigón y papeles clásicos. Aprovechamos parte del mobiliario y dimos toques industriales. En definitiva, realizamos un proyecto en el que una vez más, nuestro cliente quedó enormemente satisfecho.